Más artículos sobre la jornada de 37,5

Publicado por

 

Nada ha cambiado en la redacción final de la regulación de la jornada de trabajo del Sector Público que finalmente se contiene en la Disposición Adicional Septuagésima primera de la Ley de Presupuestos del Estado para el 2012, respecto a lo ya avanzado en anterior entrada.

Por tanto, para los funcionarios, vuelta a la situación anterior a la entrada en vigor del EBEP, en la que los Tribunales interpretaron sistemáticamente que la jornada máxima de  las 1.647 horas anuales  (art.2.1  de la Resolución de 20 de diciembre de 2005) se establecía, paradójicamente como indisponible -máxima y mínima (sic.)-. Ahora, además, se aplica al resto de personal, y, por tanto, también al laboral.

Ahora bien, la cosa, que la Ley resuelve con garbo considerable, se las trae en cuanto a aplicación.

Algunos apuntes en trazo grueso:

¿Qué significa la expresión “treinta y siete horas y media semanales de trabajo efectivo de promedio en cómputo anual? Se establece es el número de horas de trabajo efectivo en cómputo anual; y, por tanto, no es obligatoria una jornada general semanal mínima obligatoria de 37,5 horas.

¿1.647 horas anuales? No me digan de donde sale este cálculo. Algunos sostienen lo siguiente: computando 37,5 horas semanales o 7 horas y 30 minutos de jornada diaria, tendríamos un total de 1.957 horas y 30 minutos anuales (cómputo de 52 semanas y 1 día). A esas 1.957 horas y 30 minutos se le descuentan las horas totales de las vacaciones anuales, moscosos y festivos establecidos reglamentariamente, y de ahí tendríamos aproximadamente las 1.647 horas efectivas al año. Pero a mi no me sale eso, y, además, si fuese así, la cosa sería grave, porque a mi juicio sería un error computar moscosos (¿cuántos?, ¿cuentan las licencias?, ¿todas?…).

Hasta donde yo llego la cifra ya venía en la Resolución de 15 de noviembre de 2002 de publicación del Acuerdo Administración-Sindicatos para el periodo 2003-2004, para la modernización y mejora de la Administración Pública; de ahí pasó a Resolución de 10 de marzo de 2003; y de ahí a la Resolución de 20 de diciembre de 2005 vigente hasta el momento. Con ello se demuestra que, a pesar de la interpretación mantenida por los Tribunales, se trataba de una jornada máxima, un límite, y no de una jornada mínima obligatoria. En todo caso, ahora no tiene mayor interés. Lo que sí tiene interés sería clarificar el cálculo para conocer los criterios. Sin conocerlos, creo que licencias y permisos se computarán como de trabajo efectivo.

http://losempleadospublicos.com/2012/07/09/ley-de-presupuestos-del-estado-2012-la-jornada-de-trabajo/

5 comments

  1. Buenos días,
    En efecto, en la mayoría de cálculos que se realizan a la hora de aprobar el calendario laboral anual, se descuenta sistemáticamente los días de asuntos propios. Comporta la apreciación en cuanto a que, tratándose de un permiso considerado como trabajo efectivo, como otros, que puede disfrutarse o no, total o parcialmente, según las circunstancias de cada empleado público, no debería incluirse a efectos de restar el cómputo anual de horas.

  2. Efectivamente es muy sencillo el cálculo de la jornada anual:
    365 dias – 104 dias de fin de semana – 22 dias de vacaciones – 14 fiestas = 225 dias laborables x 7,5 horas diarias = 1687,5 horas.

    1. en que norma lo pone esto, descontar 104, 22, 14 fiesta , dónde está escrito esto por favor?

      1. Que yo sepa, en ninguna. Por otra parte, en la propia Adminsitración del estado se ha calculado de distinta forma (1647 si no me equivoco para la administración general y, en cambio, menos horas en el Ministerio de Justicia, por ejemplo). Lo que está claro es que los días de asuntos particulares suponen, de hecho, una jornada anual menor, pues para confeccionar el calendario no se tienen en cuenta; así, a las 1687,5, o a las que salgan según cómo se calcule, habría que restar las horas de esos 3 días x 7,5 horas = 22,5, es decir, jornada anual de hecho: 1687,5 – 22-5 = 1665. Otros efectúan un cálculo utilizando la “cuenta de la vieja”, o sea, la regla de tres: si la jornada semanal de 35 horas supone 1592 anuales, la semana de 37,5 debería suponer 1705,7. Pero esas 1592 se calcularon con más días de vacaciones, fechas señaladas sin servicio, etc., luego ¿vale esa fórmula? En fin, hay muchas alternativas y posibilidades de cálculo y no digo nada si además estamos en servicios donde, por el régimen de turnos u otras circunstancias, 1 hora trabajada supone, por ejemplo, 1,25. Etc., etc. Por ejemplo, parece que Gobierno Vasco va a añadir a las 7 horas y no se cuántos minutos que trabajan ahora el tiempo de la pausa “reglamentaria”; bien para los de jornada completa pero ¿para los de tiempo parcial? Pues hay que pensar en el efecto más importante de este tema de la jornada anual, la reducción del precio/hora del personal que tiempo parcial y del que trabaja por horas, que los hay en muchas administraciones públicas, sobre todo entidades locales.

  3. Si se aumenta la jornada laboral semanal, cómo es posible hacer el mismo cómputo anual?. Si además, trabajaremos 3 días más al año, al haber reducido a la mitad los días de asuntos propios, cómo realizaremos el mismo cómputo anual.
    No entiendo que hace esta gente. Se debería indicar en la normativa cómo establecer el cómputo anual.
    ¿Alguien sabría decirme una sentencia aclaratoria de la obligación del computo máximo o mínimo de 1.647 horas anuales como habéis indicado?
    Gracias.

Los comentarios están cerrados.