Noticias sobre el recorte, efectos en Euskadi

 

http://www.diariovasco.com/v/20120103/economia/aumento-jornada-afectara-funcionarios-20120103.html

 El incremento del horario laboral de los funcionarios a 37,5 horas semanales aprobado por el Gobierno de Rajoy no afectará a los cerca de 62.000 trabajadores públicos que dependen del Gobierno Vasco. Así lo entienden fuentes consultadas del Ejecutivo autónomo, que aseguran que la regulación de la jornada laboral es una competencia propia. Menos claras estarían el resto de medidas de ajuste del nuevo gobierno del PP, cuya incidencia sobre el funcionariado vasco estaría siendo estudiando por el gabinete de Patxi López. Entre ellas, fuentes consultadas ya advierten que la congelación de la tasa de reposición de los trabajadores podría «afectar» a Euskadi.
De momento, el Ejecutivo de López valora a contrarreloj las medidas de ajuste aprobadas por el Consejo de Ministros la semana pasada. El tiempo está tasado. Lakua deberá tener una respuesta para el próximo día 10, cuando aprobará en Consejo de Gobierno sus propias medidas de ajuste sobre el funcionariado vasco.
Mientas se estudian las incertidumbres, donde ya nadie alberga dudas es en la decisión de congelar un año más el sueldo de los funcionarios. Convertida ya en una receta habitual -en 2010 los trabajadores del sector tuvieron un recorte del 5% y en 2011 se congelaron-, Lakua ya advirtió hace meses que la decisión de Madrid hipotecaría la suya. Confirmada la decisión de Rajoy de mantener la congelación del sueldo de los funcionarios, los cerca de 62.000 trabajadores públicos del Gobierno Vasco tampoco verán este año variaciones en sus nóminas.
Más dudas podrán existir sobre el incremento de la jornada laboral propuesto por Madrid. De momento, el Gobierno Vasco cree que sus funcionarios mantendrán su jornada laboral de 35 horas frente a las 37,5 planteadas por el Ejecutivo de Rajoy. «El aumento no les afectará. Es una capacidad de autogobierno», señalaban ayer a este periódico fuentes de Lakua.
Pero no todos están a salvo. Diversas fuentes expresan sus dudas sobre el blindaje que los funcionarios municipales podrían tener al incremento de la jornada a 37,5 horas. Las mismas fuentes recuerdan que el ámbito municipal tiene cierta dependencia del Ministerio de Administraciones Públicas, por lo que la medida les podría afectar.
«Contra el empleo»
Por si acaso, UGT-Euskadi ya subrayó ayer que aumentar la jornada laboral semanal a los funcionarios vascos sería una medida que iría «contra el empleo». El sindicato señaló que habrá que ver si finalmente los gobiernos autónomos hacen «seguidismo» de la medida del Ejecutivo de Mariano Rajoy, pero lamentó que los funcionarios tengan que «pagar la crisis de todo el Estado». A su juicio, esa medida supondría «muchísimo menos empleo». «Si volvemos a retroceder, de las 35 horas que era un logro histórico, se va a las 37 horas y media, significaría que se va a contratar muchísimo menos y se va a mermar la calidad», añadió.
Muchas más dudas suscita la decisión del Gobierno central de congelar la tasa de reposición de las plantillas. Dicho en otras palabras, de no renovarlas. En ese caso, el Gobierno Vasco no lo tiene tan claro y cree que la medida podría afectar a sus funcionarios. Eso sí, descarta en principio que el ajuste afecte a la principal oposición pública que ha convocado para este año: 2.600 plazas para Osakidetza.
El Ejecutivo de López deberá estudiar también antes del próximo día 10 las consecuencias de prohibir hacer aportaciones a los fondos de pensiones de los empleados públicos, como ha incluido en su paquete de ajustes el Gobierno central. Euskadi cuenta con dos EPSV de funcionarios: Itzarri (Gobierno Vasco) y Elkarkidetza (diputaciones y ayuntamientos, entre otros).